Fuera las infraestructuras más impactantes




El ministro de Fomento ha anunciado hoy recortes por un importe de unos 6.000 millones de euros en obras públicas obras en los dos próximos años. Esta medida, se debe en gran parte la gran crisis económica en la que vivimos. Sin duda, una crisis económica es siempre una triste noticia, pero de todas las experiencias se debe aprender y de todas ellas se debe salir reforzado. Sin duda, este es un buen momento para elegir qué tipo de desarrollo y de crecimiento queremos. Las infraestructuras españolas estaban diseñadas en el Plan Estratégico de Infraestructuras de Transportes (PEIT), plan que no ha sido adecuadamente evaluado desde el punto de vista ambientalo y que se ha demostrado que tiene un elevado impacto ambiental sobre la Red Natura 2000, asó como sobre las principales especies amenazadas de este país.

Si es necesario reducir la inversión en infraestructura no vale con retrasar la construcción de las infraestructuras proyectadas en el PEIT, lo que tenemos que hacer es aprovechar para eliminar aquellas infraestructuras con un mayor impacto ambiental. Las ONG de conservación de la naturaleza ya hemos indicado en varias ocasiones una serie de infraestructuras que son totalmente inasumible desde el punto de vista ambiental. Una decisión responsable de este gobierno sería anunciar a todos los ciudadanos que prescindimos de esas infraestructuras y que a partir de ahora haremos otro tipo de política de obra pública. Una política en la que se fomente al transporte público, una política en la que se invierta en mejora de las estructuras existentes, una política de mejora de las infraestructuras para hacerlas menos peligrosas tanto para las personas como para los animales. Necesitamos que desde nuestro gobierno se sé de ejemplo y se desarrollen políticas sostenibles ambientalmente. Una política así estoy seguro que sería apoyada por la gran mayoría de los ciudadanos y desde luego por todas las ONG de conservación de la naturaleza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada